Noticias

El Metrobus de Pompeya sigue siendo un caos

Noticias

Desde la semana pasada, el Metrobus del Sur cuenta con un nuevo centro de trasbordo en la avenida Sáenz, una reforma de la traza anterior –construida en 2013– que supuso un costo extra de 40 millones de pesos. El corredor de 550 metros se extiende desde Rabanal hasta Perito Moreno y cuenta con dos carriles por mano para la circulación de las líneas de colectivos y ocho estaciones enfrentadas, es decir, cuatro por mano. Aunque se suponía que la obra iba a aliviar el tránsito en el lugar, en uno de límites con la zona sur del Conurbano, desde su inauguración ese objetivo parece lejos de cumplirse.

Día de semana en Nueva Pompeya, seis de la tarde, hora del pico de tránsito, el “infierno”. La situación parece no poder ser más caótica. En el cruce de las avenidas Sáenz y Perito Moreno, cuatro policías de tránsito, expuestos al sol desde la mañana, intentan ordenar la congestión, acomodan a los conductores entre los bocinazos. Coches, camionetas y camiones vienen atrasados por la barrera del tren Belgrano Sur y los espera un embudo de dos carriles. En verdad, hay un solo carril libre si se computan los autos estacionados en doble fila.

La gente en la vereda pregunta por su parada, se queja de tener que caminar con la humedad y el calor. Otro tumulto de personas avanza por los costados de la calle, se pasan de una dársena a la otra buscando la estación en medio de la avenida. Un auto queda trabado en el medio de la avenida Sáenz, impide la circulación de los colectivos. “Bueno, ahora porque estamos en hora pico, pero después fluye mejor”, asegura, sin embargo, uno de los policías mientras mueve los brazos y suda.

Todavía no pasó una semana de la inauguración del Metrobus en Pompeya y el ánimo general es de desconcierto y de queja, aunque no todos lo viven así: “Es espectacular para nosotros, para los pasajeros, para todos”, festeja Marcelo, un conductor de la línea 115, antes de avanzar por los carriles prácticamente vacíos por donde circulan 17 líneas de colectivos y algunos autos y motos que se cuelan.

Comentarios

Comentarios